Redacción El Punteño: Nuestra redacción no solo tomo un informe de Popular San Luis. También hizo su propia investigación del caso.

En una comunicación con uno de los gerentes de la distribuidora nacional Massalin, nos aseguro que es falso el aumentazo que había comenzado a circular en las redes a través del sitio infokiosco el 28 de diciembre, el día de los santos inocentes.

No obstante en San Luis, las distribuidas no están entregando cigarrillos fue nuestro cuestionamiento.

El mismo aseguro que habrá un aumento en los próximos días que rondaría entre los dos a cuatro pesos por paquete de 20 unidades dependiendo la marca.

Por tanto no es entendible el porque en nuestra provincia las distribuidoras no entregan cigarrillos y hasta en algunos casos en  kioscos de la ciudad de San Luis, han llegado a cobrar un paquete de diez a sesenta pesos.

¿Falso o real? La información comenzó a circular el 28 de diciembre.

A continuación el informe de Popular San Luis.

Esta mañana, la propietaria de la distribuidora de Massalin Particulares en San Luis, desmintió que haya aumentado los precios de los cigarrillos. Con la llegada del año nuevo y la renovación de esperanzas, los fumadores puntanos se vieron sorprendidos cuando en varios kioscos le cobraron los atados de cigarrillos con un 40 % más de aumento. Angélica Buitrago es la propietaria de la distribuidora Ferrero, quien comercializa en nuestra ciudad las firmas Marlboro y Phillip Morris entre otras, confirmo este lunes que no variaron los precios de estos productos, y hasta hoy se mantenían a los mismo valores que el ultimo viernes del 2016. No es la primera vez que muchos kiosqueros especulan con futuras subas y anticipan la escalada de precios. La explicación que encuentra Angélica, es que en las últimas 48 hs comenzó a circular un listado “trucho” con incrementos exorbitantes muy lejanos a lo que podría subir en los próximos días. Quien comercializa por mayor estas marcas de cigarrillos, no creen que vayan a elevarse los precios en estos porcentajes que se están cobrando al público.

La distribuidora manifiesta que ellos respetan los valores que les marcan las tabacaleras, pero no pueden hacer nada con la desregulación que han sufrido en los últimos tiempos en los comercios minoristas. En los últimos años, tanto el anterior como el actual gobierno nacional, han puesto en la mira como manera de combatir el consumo, los impuestos en los cigarrillos que han llegado a incrementarse en el precio al consumidor. Aunque es poco el descenso en el consumo, según informan desde la distribuidora.

 

 

 
 

Traductor/Translate