perroscallejerosNumerosos reclamos llegaron a este medio por el tema de los perros sueltos que generan accidentes, mordeduras y molestias a quienes realizan actividades recreativas.

El problema no es nuevo, lleva años, cuando se inauguró la ciudad, los nuevos vecinos llegaban con sus mascotas y los patios aún no estaban cerrados más la falta de una política de castración en los comienzos de la ciudad hizo que la reproducción de animales vaya en aumento.

A esto se sumó que La Punta se transformó en un depósito de animales, vecinos de San Luis tiraban a las crías recién nacidas en nuestra ciudad.

Los años pasaron y el problema de los perros no tuvo solución. Los vecinos reclaman que ya no pueden tomar mates tranquilos en la Plaza de los Niños, tampoco pueden correr por las bicisendas.

Esta redacción se comunicó con Martín Fernández, Director de Zoonosis, para conocer la política aplicada por el municipio. Fernández explicó que la densidad poblacional de los canes en La Punta es muy alta “durante el 2016 se castraron 3114 animales y 4321 atenciones que representa el 10% de la población”. Aseguró que desde Zoonosis se llevaron a la canilera la mayoría de los perros callejeros y que implementaron charlas de tenencia responsables, en escuelas y en los barrios donde mayor población de animales existe.

Pero el problema no se resolvió, Fernández advirtió que “algunos vecinos carecen de responsabilidad al momento de tener mascotas”, salen a caminar, en bicicleta o a tomar mate en la plaza y llevan el perro suelto sin correa, entonces comienzan los conflictos con otros perros que están en las mismas condiciones.

También informó que “retiraron perros sueltos que habían causado problemas y al día siguiente ya habían traído otro y lo tenían en la misma condición que el anterior”. Otro ejemplo que brindó es la cantidad de animales que a veces tienen para el espacio que le pueden brindar. No solo causa problema a los vecinos los perros sueltos, sino también aquellos que en muchas ocasiones están hacinados.

El problema, resalta el director de Zoonosis, “No son los perros, somos los humanos que no tomamos responsabilidad en su cuidado”.

En el mes de abril, comenzarán nuevamente con una campaña de tenencia responsable donde se sumarán los Bomberos Voluntarios y en las que se intensificarán las charlas en colegios y barrios.

El municipio implementará durante el año en curso un microchip, que tiene como objetivo reemplazar el papel de la libreta sanitaria. Para ello se trabajará con las veterinarias locales, para que cada una cuente con un scanner. Los primeros Microchips serán implementados en los animales que se encuentran en la canera y aquellos que se los llevan atender a Zoonosis, pero la invitación es para todos los habitantes que tengan mascotas.

El Microchip es insertado a través de una jeringa y tiene el tamaño de un grano de arroz. En él se cargarán todos los datos sanitarios del animal y los datos personales de su dueño al que le darán un usuario para que pueda acceder desde una computadora o teléfono.

Para el Director de Zoonosis “esto logrará identificar la mascota con el dueño correspondiente, su historia clínica y por ende tener control sobre la tenencia de la mascota para comenzar a revertir el histórico problema con la población de canes de nuestra ciudad” finalizó.

 
 
 

Traductor/Translate