El aumento en combustibles del 8% que se aplicó esta semana fue uno de los más anunciados, y se concretó tras meses de idas y vueltas sobre el día y el porcentaje. El litro de nafta súper escala por encima de los $18,45 en la ciudad de Buenos Aires con YPF, mientras que en el interior del país es aún más cara.

comustible int

El anuncio se enmarcó en un acuerdo de transición hacia el fin del barril "criollo" para que el país ya no esté a contramano del mundo. Ahora el petróleo está en suba -el WTI cerró a USD 52,39 el barril- y los precios en todo el mundo suben, pero si baja se expresan en las expendedoras de combustible. En la Argentina esto no ocurría ni ocurre, y la idea es liberar los precios hacia delante.

El rubro energético local afronta varios obstáculos.La devaluación del peso impacta en el precio, los costos internos suben por la alta inflación y hoy el país necesita inversiones para aumentar la producción local. Con todo, la nafta argentina se mantiene entre las más caras de la región.

El litro de nafta súper desde hoy se paga USD 1,16 al tomar el promedio de los valores del mercado, unos 15 centavos por encima del promedio mundial, según consigna el sitio Global Petrol Prices, que hace un seguimiento país por país con datos oficiales. Este valor está muy por encima de Bolivia (USD 0,59) y los Estados Unidos, donde se ubica en 0,69 centavos de dólar.

Fuente: infobae

 
 
 
 

Traductor/Translate